viernes, 14 de mayo de 2010

Los cuentos breves de Delia Fiallo




V

“Para responder una pregunta, deben escuchar con atención, porque siempre la respuesta está contenida en la pregunta”, nos decía mucho tiempo antes de conocer al hombre de mi vida mi maestra del 5to grado B.

Hoy la recordé tan claramente, cuando le pregunté al hombre de mi vida: “Sí te casas conmigo, ¿verdad?”.

Por supuesto, al hombre de mi vida no le quedó más alternativa que usar la respuesta contenida en la pregunta.